¿Qué son y cómo funcionan las sociedades de inversión en Bienes Raíces o REITs?

Actualizado 8/1/18 por Mario Medina

Las Sociedades de Inversión en Bienes Raíces o REITs (por sus siglas en Inglés: Real Estate Investment Trusts), son un tipo de empresa que obtiene sus ingresos de la renta de bienes inmuebles que, normalmente tienen un portafolio variado de propiedades de renta, ya sea comercial (oficinas, hoteles, centros comerciales, malls, hospitales, etc.), residencial (normalmente apartamentos de renta), o industrial (naves, almacenes, etc.).

Estas propiedades generan ingresos de la renta (income), así como de la apreciación del capital de inversión a partir del aumento del valor de las propiedades. Algunos son altamente especializados, como es el caso de los que se dedican solamente a centros para el cuidado de ancianos o comunidades de retirados, donde tienen todo tipo de comodidades y servicios que incluyen asistencia médica especializada de alta calidad.

El principal objetivo de los REITs como empresas, es generar ingresos de la renta que, por ley tienen que distribuir casi en su totalidad a los inversionistas en forma de dividendos (intereses). Por lo tanto, ofrecen en su mayoría altos dividendos (hi- yield) que los hace atractivos a aquellos inversionistas que están buscando altos ingresos de forma estable y continua.

Estos REITs existen en forma de empresas individuales, de las cuales se puede comprar sus acciones por separado (a través de DRIPs), o se pueden encontrar en forma de Fondos Mutuos (que invierten en una canasta de ellas), pero también, con el florecimiento de los ETFs, ya los REITs se encuentran en forma Exchange Traded Funds (o fondos cotizados) que siguen o simulan pasivamente un índice de Bienes Raíces.

Los REITs son considerados también una fuente de protección contra la inflación, porque cuando esta “asoma la cabeza”, los precios de las propiedades y de la renta también tienden a aumentar a la par de ella.

Aunque sin dudas tienen sus riesgos (altas y bajas naturales de cualquier sector específico), estos instrumentos son una manera simplificada de invertir en Bienes Raíces, sin necesidad de un plomero que atienda las tupiciones, eliminando a los inquilinos que no pagan la renta y sin las “complicaciones” típicas de este tipo de inversión.


¿Cómo lo hicimos?